Preparativos para el retiro

Print Friendly, PDF & Email

Transcripción de una enseñanza impartida por Venerable Thubten Chodron durante el Retiro de invierno de Vajrasattva en 2005.

Estableciendo la motivación

  • Propósito al llevar a cabo la meditación de Vajrasattva
  • Cómo generamos una motivación bodishita

Motivación (Español) (download)

Esa motivación describe bastante bien la razón por la que estamos haciendo esta práctica. Se trata de una práctica que se basa en la humildad, y es la humildad la que nos permite reconocer nuestros errores. De hecho, se requiere de mucho valor para reconocer los errores; un mecanismo psicológico común es ignorar los errores culpando a los demás. Lo que hacemos es negarlos o los justificamos o los reprimimos o los ocultamos o utilizamos algún otro mecanismo en lugar de decir, “Mi mente estaba fuera de control, estaba bajo la influencia de una emoción negativa y le hice daño a otros y a mi mismo”. Nos resulta tan difícil admitir esto, que la forma en la que lo enfrentamos es por medio de todos estos métodos, que en realidad no lo están enfrentando.

A golden vajrasattva statute.

Vajrasattva (Photo by bwaters23)

Lo que hacemos con Vajrasattva es desarrollar un increíble estado de honestidad hacia nosotros mismos. Nos arrepentimos de nuestros errores, pero no nos sentimos culpables. Quiero decir que no nos reprochamos lo que hicimos. Porque eso es lo que pasa cuando estamos justificando, racionalizando, negando, debajo de eso hay culpa, hay turbulencia y sensiblería mental. Me parece que no tenemos mucha claridad al respecto. Cuando nos arrepentimos de nuestros errores y los reconocemos no hay culpa en absoluto porque estamos diciendo, “Si, cometí un error que me ha dañado a mi, daño a otros. No quiero experimentar los efectos perjudiciales de esto y por ello, conscientemente voy a hacerme responsable de mis acciones y a hacerme responsable de mi futuro y a purificar estas semillas kármicas que están en mi mente, y voy a aprender a aplicar los antídotos contra las actitudes perturbadoras y aflicciones para no seguir en este ciclo”.

La motivación para llevar a cabo la purificación se basa principalmente en la confianza en uno mismo, porque entendemos que las aflicciones y el karma negativo no son nuestra naturaleza verdadera. La verdadera naturaleza de nuestra mente es algo limpio, claro y hermoso como el cielo abierto; y las aflicciones y el karma que se han creado son como las nubes que oscurecen ese cielo. De modo que tenemos confianza en nosotros mismos, queremos quitar esas nubes y podemos ser honestos al respecto, y, por consiguiente, no hay razón para sentir culpa, sólo hay arrepentimiento. Pero la función del arrepentimiento es llevarnos a tomar la firme determinación de no volver a incurrir en esa acción de nuevo. Mientras que, cuando nos sentimos culpables, básicamente lo que hacemos es darle vueltas una y otra vez a la idea de que somos muy malos, pero no hay la determinación de no volver a cometer la acción, porque estamos muy ocupados sintiéndonos pésimo y repitiéndonos a nosotros mismos lo tontos que somos.

Así es que es muy importante distinguir entre arrepentimiento y culpa. En los cuatro poderes de oposición que vienen en la práctica de Vajrasattva, lo que practicamos es el arrepentimiento y no la culpa. Practicamos tomar la determinación de no volver a cometer esa acción de nuevo. O si no la vamos a poder evitar para siempre, por lo menos establecemos un periodo de tiempo diciendo, “Durante este periodo de tiempo voy a estar muy, pero muy atento, y no voy a hacer eso”. Y lo cumplimos para tener un sentimiento de éxito, aunque sea por dos días; y luego lo intentamos otros dos días. Lo que hacemos es tomar alguna determinación para el futuro que podamos cumplir. Y también nos apoyamos en aquellos a los que dirigimos la acción negativa, pueden ser seres santos o seres sintientes, así es que tratamos de apoyarnos en ellos en el sentido de restaurar nuestra relación con ellos. Todo esto se hace mentalmente.

Con los seres santos, nuestros mentores espirituales y las Tres Joyas restauramos la relación tomando refugio en ellos; y con los seres sintientes restauramos la relación generando la bodichita. Es una actitud diferente, por eso es que las sadanas siempre empiezan con el refugio y la bodichita. Y si podemos, es bueno ir con la persona a la que dañamos para disculparnos. Podría ocurrir que la persona hubiera muerto o que todavía no esté lista para hablar con nosotros, tenemos que ser sensibles a la situación. Pero la parte importante de restaurar una relación es que la restauremos en nuestro propio corazón, en el sentido de que no estemos guardando rencor o resentimiento o algún sentimiento negativo hacia la persona.

Ese es el poder de la confianza. Luego está el poder de la acción de remedio que también viene en la sadana de Vajrasattva. Este lo llevamos a cabo cuando visualizamos a Vajrasattva sobre nuestra cabeza y le pedimos su ayuda y que nos purifique, y después recitamos el mantra e imaginamos que el néctar y la luz descienden de Vajrasattva hacia nosotros purificando y hacemos las cuatro visualizaciones. Entonces, ese es el poder del arrepentimiento.

En la práctica de Vajrasattva pueden ver que aparecen los cuatro poderes de oposición, los cuales son necesarios para llevar a cabo la purificación. Y la pregunta que siempre surge es: “¿Y cómo sé que he logrado la purificación?” En ocasiones se escuchan cosas como: soñé que volaba por el cielo o soñé con seres santos y cosas así. Si esos sueños ocurren repetidamente pueden ser purificación. Pero pienso que la forma de saber que realmente hemos purificado es que nuestra mente cambia y nuestras actitudes cambian y somos mucho más receptivos a las enseñanzas.

Recuerdo una ocasión en la que hice un retiro de Vajrasattva y me preguntaba, “¿Y cómo puedo saber que he logrado la purificación? Y a final de cuentas eso qué significa”. Y lo que todos decían era, “Sólo siéntelo, haz la práctica y no te preocupes por eso. Haz la práctica”. Y después del retiro, cuando fui a escuchar enseñanzas, ocurrió algo como, “¡Ya entiendo! A esto se referían. Yo no escuché esto el año pasado”. Quiero decir que me daba cuenta de que estaba escuchando con un estado mental completamente diferente y eso es lo que significa purificar. Así es que no se preocupen por los sueños y ese tipo de cosas. Sólo observen como su mente se vuelve más flexible, más apacible y más receptiva y de ese modo sabrán que han purificado.

Cuando estamos purificando las diez acciones destructivas, también estamos purificando cualquier voto, precepto o compromiso roto, por lo tanto, suele ser útil que cuando reciten el mantra piensen en acciones específicas que han llevado a cabo y que realmente quieren purificar. Algunas cosas pueden aparecer de inmediato en la mente y trabajamos con esas primero. Pero luego, como van a estar haciendo esta práctica por un buen tiempo, su mente puede pensar en distintas cosas en diferentes sesiones. En ese caso lo que pueden hacer es que en una sesión se concentran en actos que tienen que ver con matar, en la siguiente en actos relacionados con robar, en la que sigue en actos de conducta sexual poco sabia, etc. De este modo van a revisar las diez acciones negativas. Tomen ejemplos de cosas que han hecho en esta vida, generen los cuatro poderes de oposición y purifiquen mientras repiten el mantra.

También pueden revisar los lineamientos del refugio y hacer un breve análisis y chequeo para ver: “¿Qué tan bien los he observado?, ¿cuáles he transgredido?” Y después revisan los cinco preceptos del laico y hacen lo mismo. Pueden dedicarse a un lineamiento o a un precepto en cada sesión, o pueden revisar varios en una misma sesión. Eso depende de ustedes por completo, porque hay cosas que tienen más relevancia para ustedes y necesitan dedicarles más tiempo y hay otras que no. Si han tomado los votos del bodisatva, entonces revísenlos uno por uno y reflexionen en ellos. Y si tienen la bodichita de aspiración y sus preceptos, revísenlos todos. Si han tomado votos tántricos los revisan y reflexionan en ellos. De esta forma hacemos mucha limpieza de cualquier tipo de transgresión a los preceptos, lineamientos, votos y compromisos y tomamos la determinación de no volver a incurrir en ello en el futuro. Y si han establecido compromisos tántricos para llevar a cabo ciertas prácticas y no las han hecho, entonces tienen que purificar eso. La práctica de Vajrasattva sirve para ese tipo de asuntos, es de gran utilidad para esto.

De modo que mantengan su mente enfocada en distintas cosas en diferentes sesiones para que esté activa, y siempre relacionen con ustedes lo que están purificando. Incluso en algunas de las plegarias de purificación, como en la purificación general o en la purificación de los 35 Budas, se enumeran algunas acciones que es posible que no hayamos cometido en esta vida. En lugar de sólo descartarlas, piensen, “Bueno, tal vez las cometí en alguna vida anterior”. Y lleven a cabo la purificación para cualquier momento del pasado en el que hayan podido realizarlas y tomen la firme determinación, “Bien, no he cometido esto en esta vida, pero no quiero hacerlo nunca jamás en ninguna otra vida”. Así es que realmente aprovechen esta oportunidad para generar muchas aspiraciones positivas para ustedes mismos, de ese modo su práctica va a ser muy efectiva.

Ahora, con respecto a la visualización, hay Vajrasattva en unión y Vajrasattva solo. La visualización que deben hacer dependerá de la iniciación que hayan recibido. Si tienen la iniciación de Vajrasattva en unión, visualizan a Vajrasattva sobre su coronilla, pero deben visualizar lo que se conoce como yab yum, la madre y el padre, el masculino y femenino, juntos en unión sexual. Si no han tomado esa iniciación, por lo general visualizan a Vajrasattva solo. Zopa Rinpoché le dio permiso a la gente para que visualice a Vajrasattva en unión aunque no haya recibido esa iniciación. Así es que en los retiros que se llevan a cabo en Tushita lo hacen de esa manera. Creo que en este caso vamos a usar a Vajrasattva solo, es decir, una sola figura.

Las manos de Vajrasattva pueden estar acomodadas de dos formas distintas. En ocasiones están cruzadas a la altura del corazón, como en la imagen que aparece en el libro de plegarias, y otras veces están como en la estatua, con la mano derecha sujetando un vajra a la altura del corazón y la izquierda sujetando una campana sobre su rodilla izquierda, cualquiera de estos mudras está bien para Vajrasattva solo. La sadana que vamos a usar dice “con los brazos cruzados a la altura del corazón”, si prefieren del otro modo lo pueden hacer así, realmente no importa.

Si están en retiro, por lo general hacen cuatro o seis sesiones al día, dependiendo del programa de actividades. A Lama Yeshe le gustaba que hiciéramos este retiro en grupo, en particular, porque a la mayoría de las personas que no habían hecho un retiro largo con anterioridad estar en grupo les permitía mantener la disciplina del retiro e ir al cojín.

Puede ocurrir que un día estén enfermos o algo así. Si les pasa esto, entonces asistan a una sesión y quédense en cama el resto del día. Pero para conservar la continuidad del retiro deben hacer por lo menos una sesión en el cojín, aunque sea breve, aunque estén en las nubes, después pueden desaparecer el resto del día, pero eso mantiene la continuidad.

También tratamos de hacer 100,000 recitaciones del mantra y luego hacemos 10% más, así es que en realidad se hacen 111,111. Si su mala tiene 111 cuentas, desde el comienzo de la recitación estarán acumulando el 10% adicional con cada vuelta del mala. Sin embargo, el propósito de la práctica no es contar, eso sólo sirve como un objetivo para que tengamos la sensación de que terminamos. Lo que es verdaderamente importante es hacer la sadana adecuadamente y llevar a cabo las visualizaciones muy bien mientras estamos recitando el mantra. No se confundan con los números, no son importantes.

Pueden usar su mala para contar. Algunas personas tienen contadores en sus malas, pero a mi no me gusta eso, yo tengo dos pequeños recipientes con frijoles delante de mi y después de cada mala paso un frijol de un recipiente al otro y de este modo no tienen de que preocuparse. No se alteren por las matemáticas del mantra, lo que importa es hacer la práctica.

Mientras hacen la práctica van a pasar muchas cosas. Lo que quiero decir es que, “Estaba recordando y me di cuenta de que sigo enojada con mi maestra de segundo grado porque no me dejó participar en la obra de teatro de la clase”. Deténganse ahí, no han pensado en eso por aaaaños y ahora que aparece ustedes simplemente dicen, “Hola, ¿cómo te ha ido viejo recuerdo?” y siguen adelante con su purificación. El asunto es que cuando estas cosas surgen nos dan la oportunidad de verlas con detenimiento y observar, “¿Qué estaba pasando en mi mente en ese momento? ¿Estaba actuando con un corazón bondadoso?, ¿estaba actuando bajo la influencia de mis aflicciones?, ¿qué tipo de karma cree?” De manera que pensamos en eso y si vemos que creamos karma negativo generamos arrepentimiento y luego volvemos al recuerdo y decimos, “Muy bien, con lo que sé ahora, con el Dharma que conozco, ¿de qué otro modo pude haber actuado en esa situación?” Incluso si se trata de una situación de la infancia, y nunca volverán a ser ese niño, es bueno que practiquen volver atrás y hacer algo como, “Muy bien, con la mente adulta de Dharma que tengo ahora, ¿qué tipo de actitud podría tener en una situación parecida a esa? ¿Y de qué modo podría actuar?” Es decir, aunque pertenece al pasado, revisarla nos permite tener una referencia para que en caso de que una situación similar se nos presente en el futuro, desde ahora estemos haciendo representaciones en nuestra mente sobre cómo lidiar con eso de una forma distinta.

O si hay una situación en su vida en la que sienten que hay mucha energía negativa, o si piensan en un lugar en el que sienten que hay energía negativa, entonces, en su meditación imaginan que están en ese lugar con Vajrasattva sobre su cabeza o en su corazón o enfrente de ustedes irradiando luz que llena toda esa habitación, todo ese país, toda esa situación con el resplandor de la luz de sabiduría y compasión. Puede tratarse de una situación en la que crearon un karma negativo terrible y simplemente se meten en ella. En lugar de sostener en su mente esa imagen rígida de la horrible situación, entren y sean Vajrasattva y purifiquen por completo la situación. Purifíquense ustedes, purifiquen a todos los que estuvieron ahí, a las personas a las que lastimaron o a las que estaban de su parte. Purifiquen todo el entorno.

Realmente utilicen su creatividad cuando trabajen con estas visualizaciones, de manera que purifiquen cualquier cosa que los haga sentir incómodos. Y de forma similar, cuando la luz y el néctar entren en su cuerpo purifíquenlo todo, no ignoren algunas partes del cuerpo. Es decir, “No me gusta el dedo meñique del pie. No me gusta mi brazo izquierdo”. Dejen que la luz y el néctar lleguen a todas partes, especialmente a aquellas en donde hay dolor. En particular, si tienen alguna enfermedad piensen detenidamente que la luz y el néctar, brillantes y llenos de gozo, llegan hasta ese lugar. Y permitan que esa luz y néctar de sabiduría y compasión, que están llenos de gozo, los purifiquen.

Esto es completamente opuesto a la ética judeo-cristiana en la que lo que queremos es castigarnos y pensamos que mientras más culpable me sienta y mientras peor me sienta voy a purificar más. Pero ese no es el método tántrico. En el tantra nos arrepentimos, pero luego permitimos que este gozo nos purifique, y no se trata de un gozo ordinario, sino del gozo de los Budas, del gozo de una mente pacífica de sabiduría y compasión.

Así es que mientras purifican no anden por ahí diciendo, “¡Ay, soy una persona tan horrible!” En lugar de eso, hay que pedirle a Vajrasattva con fervor, hay que permitir que toda esta energía gozosa entre, de manera que podamos surgir de esto como una persona completamente diferente. Y después hay que dejar que el pasado se vaya, no se aferren al pasado. Eso que están purificando no está sucediendo en este momento. Y tampoco dediquen todo el tiempo de la meditación a soñar con el futuro porque tampoco está pasando en este momento. Entonces, van a suceder todo tipo de cosas, utilicen la meditación para contrarrestarlas, también usen sus meditaciones de Lamrim, usen sus meditaciones del entrenamiento mental.

Por otra parte, antes de iniciar el retiro y mientras lo hacen, lean libros de Lamrim, libros del entrenamiento mental y pongan en práctica todos esos métodos con dedicación durante el retiro. Porque, por ejemplo, cuando aparece el apego ¿qué meditación tengo que hacer? La muerte, las desventajas de la existencia cíclica. Aparece la culpa y pienso, “No quiero sentir culpa, ¿cómo puedo hacer para que mi mente se sienta feliz?”, tomo refugio en el Buda, Dharma y Sanga. O surgen los celos, “¿Qué práctica hago?” El regocijo. Entonces pueden reflexionar en el lamrim y en las enseñanzas del entrenamiento mental al mismo tiempo que recitan el mantra y llevan la cuenta.

Lo que es importante es que no lean mientras cuentan los mantras. ¿Por qué están repitiendo mantras? Porque están meditando. Si van a leer lo hacen entre las sesiones, pero no durante éstas. Las sesiones son para reflexionar en las enseñanzas. Ahora, si quieren hacer un resumen de alguna meditación de lamrim en el que enumeren los puntos esenciales para tenerlos enfrente como un recordatorio, está bien, pero no están leyendo, únicamente tienen unos tres o cuatro puntos escritos para que los ayuden a recordar. Así es que no deben estar pasando páginas ni leyendo un libro durante las sesiones.

Mientras hacen el retiro también van a ver que la mente cambia día con día. El ambiente es bastante estable, pero la mente cambia, y entonces realmente empiezan a darse cuenta de que la mente es la que crea su felicidad y sufrimiento. Eso se vuelve muy vívido.

Por otra parte, va a haber un grupo de personas que van a estar haciendo el retiro en la Abadía y Jack le está escribiendo a algunos de los presos para preguntarles si quieren participar, yo creo que les va a encantar la idea de hacerlo, algunos son muy buenos practicantes. Y las demás personas que están afiliadas a la Abadía también están enteradas y puede ser que también hagan el retiro. Dado que estas personas no van a estar en un ambiente de retiro, sino en su vida cotidiana, van a llevar a cabo una sesión al día para mantener la energía del retiro. Pero todos vamos a sentir que somos un gran grupo internacional de personas interconectadas que está haciendo la práctica de Vajrasattva y este apoyo de grupo es muy bueno para purificar.

Ahora quiero revisar el mantra y decirlo despacio para que la gente lo entienda. Tengo que decirles que van a escuchar a una americana pronunciar la forma tibetana de pronunciar el sánscrito [risas].

Pronunciación del mantra

  • Forma en que se debe de pronunciar el mantra

Pronunciación del mantra (Español) (download)

Y disfruten de unas vacaciones maravillosas y felices con Vajrasattva. Su mente tendrá altas y bajas. Habrá días buenos y días malos. Sostengan su motivación de bodichita, dense cuenta de que van en una buena dirección y disfruten de la compañía de Vajrasattva.

Versión Inglés: Preparing for Vajrasattva retreat

Find more on these topics: , , , , ,